Origen y significado de apellidos italianos

Origen y significado de apellidos italianos

Actualización 2020 de una nota publicada en 2005

Para el estudio del origen de los apellidos italianos es importante tener presente cómo surgieron las palabras nome (nombre) y cognome (apellido). En latín, el Nomen 1  era el identificador de la persona, mientras que el Cognomen 2 era el identificador de la Gens de pertenencia.

«Dimmi come ti chiami e ti diró chi sei»
(Dime como te llamas y te diré quién eres)
El cognome (apellido) habla de un abuelo que llevaba un nombre o un sobrenombre,
que practicaba un oficio o provenía de cierta localidad.
El apellido es sobre todo, nuestro pasado.

La Gens era algo más que una familia, como la entendemos actualmente, era más bien el clan, el conjunto de todos aquellos que descienden de un mismo origen común,  3 era un amplio grupo de parentesco en la que todos los individuos que la componen tienen unas relaciones idénticas y equidistantes. Dentro de la gens existían diversas familias, entendiéndose éstas no solamente como el parentesco de padres e hijos, sino algo más amplio, todos aquellos que estaban sometidos a la potestas del pater familias, en donde además del cónyuge e hijos, la formaban también la clientela y esclavos. 4

Los romanos sintieron la necesidad de agregar un elemento distintivo, que les permitiera identificar a dos personas diferentes que tuvieran el mismo Nomen y pertenecieran a la misma Gens y adoptaron los Cognomen  o apodos que se referían a características físicas, al color del cabello, a la blancura de la piel, o a los hechos que habían caracterizado su existencia o de las campañas militares que habían llevado a cabo o de su lugar de origen, etc. 5

El cognome

La palabra italiana cognome (apellido) deriva del latín cun nomine, es decir ‘alguna cosa que acompaña al nombre’. 6 El origen del apellido como identificativo de una familia se remonta a los antiguos romanos: en los tiempos arcaicos solo se utilizaba el nombre,  pero en los últimos siglos de la República se estableció el uso de la tria nomina. La tria nomina era un conjunto de tres nombres, por ejemplo: Marco Fulvio Nobiliore, Marcus Tullius CiceroPublio Ovidio Nasone. 7

Estos nombres se descomponían en tres partes:

  • Prea-nomen: el nombre personal: marco, marcus, publio
  • Nomen: Tullius, Fulvio, Ovidio, es el nombre que indica la “gens” de pertenencia.
  • Cog-nomen: Cicero, Noviliore, Nasone, esto es un sobrenombre relacionado con características personales, utilizado para identificar al individuo, diferenciándolo del resto de las personas de su clan.
  • Agnomen: En algunos casos se agregaba también un cuarto nombre o nuevo cognome para diferenciar mejor a una persona de otra .

Este uso se fue perdiendo en los primeros años de la Edad Media, y los individuos eran conocidos por su nombre bautismal, un solo nombre personal, con connotaciones cariñosas en el ámbito familiar, a veces referido a las características de la persona o al lugar de origen o a la paternidad. Se redujo la distinción entre nome y cognome y pasó a ser parte del uso común el considerado supernomen o signun, un nombre único, no hereditario, de significado claro, fácilmente comprensible.

Con el cristianismo

El cristianismo y las invasiones bárbaras dejaron su marca en el origen de los apellidos italianos, ya que contribuyeron a difundir nuevos nombres; las posibilidades de elección se ampliaron y no existían grandes problemas para distinguir a los individuos. Pero, entre el siglo X y XI, a causa del crecimiento de la población, se hizo más difícil distinguir a un individuo de otro, la posibilidad de formar combinaciones comenzó a escasear y nuevamente fue necesario distinguir entre aquellos individuos con el mismo nombre e identificar aquellos que pertenecen a la misma descendencia. 8

Nació así el cognome (apellido) moderno, que podía originarse en el nombre paterno o materno, de un sobrenombre, de la nación o localidad de proveniencia, del trabajo o la profesión. En Italia, hacia 1200, las primeras en utilizar dos nombres fueron las clases nobles y aristócratas de Venecia más tarde la burguesía y los artesanos seguidos de los campesinos. Hacia el siglo XV la mayoría de los apellidos se había formado, manteniéndose en el ámbito de la oralidad, siendo los notarios los únicos que plasmaban un apellido en el papel. 9

En Italia, hacia 1200,  las clases nobles y aristócratas de Venecia fueron las primeras en utilizar dos nombres; más tarde lo hicieron la burguesía y los artesanos y finalmente los campesinos. Hacia el siglo XV  ya se había formado la mayoría de los apellidos pero, manteniéndose en el ámbito de la oralidad.

Una etapa histórica importante fue el Concilio de Trento, que en 1564 estableció la obligatoriedad de tener un registro ordenado de bautismos con nombres y apellidos, para evitar los matrimonios entre parientes sanguíneos y parientes espirituales. En el conjunto de normas del concilio, se establecía la obligatoriedad del segundo nombre o apellido. De este modo, el sobrenombre o segundo nombre, se volvió hereditario.

En cuanto al significado de los apellidos italianos, los dialectos regionales influyeron en gran manera en la formación de los apellidos y su diversificación, una característica casi única de Italia. Este proceso es conocido como cognominizzazione.

El fascismo y el origen de los apellidos italianos

Los acontecimientos históricos ocurridos a lo largo del tiempo dejaron también su huella; durante el fascismo, muchos apellidos establecidos en dialecto, fueron totalmente “masacrados” al intentar italianizarlos. Con el advenimiento del fascismo se produjeron alteraciones en los apellidos, se invitaba a los italianos a usar términos nuevos, siempre y cuando sean «genuinamente italianos», para reemplazar los de origen extranjero o que parecieran tales. 10  Todo lo extranjero se veía efectivamente como algo hostil, enemigo, antipatriótico. Incluso a muchos apellidos que terminaban con consonante se les añadió una vocal final. 11

Clasificación de los apellidos italianos

Existe una clasificación muy general de los apellidos, en cualquier idioma, que es muy utilizada. Consiste en diferenciar los apellidos en 5 grupos: patronímicos (derivados del nombre del padre), toponímicos (derivados del nombre del lugar), derivados de oficios y profesiones,  apellidos derivados de sobrenombres apellidos dados a los niños huérfanos o abandonados.

Pero, esta clasificación no es suficiente en el caso de los apellidos italianos y ha sido motivo de gran discordia en el pasado. En esta nota, incorporaremos a esta división clásica los aportes de varios autores:

  • Emidio De Felice, autor del Dizionario dei cognomi  (1987) considerado como el único investigador que ha censado todos los apellidos italianos presentes en las guías telefónicas, propone otra clasificación con más categorías.
  • Enzo Caffarelli, director de la revista de Onomastica dell’Università di Roma Tor Vergata. Es autor de varias publicaciones sobre los apellidos italianos, entre ellos I cognomi d’Italia. Dizionario storico ed etimologico  (2008) con Carla Marcato.
  • Mario Alinei y Francesco Benozzo, lingüistas, profesores de Universidades italianas y europeas, autores del libro Dizionario etimologico-semantico dei cognomi italiani (2017) que, en algunos casos plantean otra clasificación y otro origen a los apellidos italianos.

En los siguientes enlaces, analizamos estos grupos de apellidos y su significado:

PatronímicosToponímicosDerivados de profesionesInventadosDerivados de apodos

Pero, atención con estas dos cuestiones:

  • El apellido no siempre indica el origen real o la procedencia, por eso es preferible utilizar la expresión el apellido coincide con… y no el apellido deriva de…
  • Un apellido puede ser encuadrado en una o más categorías al mismo tiempo.

Sobre sobre el origen de los apellidos italianos, su significado y popularidad

En las siguientes notas de Ancestros Italianos, encontrarás más información:

Buscadores de apellidos

Apellidos más comunes

Apellidos y genealogía

A partir de todo lo expresado anteriormente, podemos ver la afinidad entre los términos latinos gens, genus (linaje, género) y genitus (géneros), lo que nos hace comprender cuán común es el concepto que dio origen a estas diferentes palabras y es el concepto de generar, dar origen; el gené  griego (del cual deriva  genesis = origen) que tenía el significado de elemento principal, progenitor. El término genealogía también es claro, como estudio (logía) de los orígenes (genè). 12

Show 12 footnotes

  1. L’albero genealogico – Dizionario (2006) https://web.archive.org/web/20040211080026/http://www.lalberogenealogico.it/italiano/dizionario.htm
  2. L’albero genealogico – Dizionario (2006) Op. Cit.
  3. Ettore Rossoni (2003) Origine dei cognomi – https://web.archive.org/web/20120530020555/http://www.cognomiitaliani.org/cognomi/
  4. D. Gilmart (2009) Onomástica Romana – https://historicodigital.com/onomastica-romana.html
  5. Ettore Rossoni (2003) Origine dei cognomi. Op. Cit.
  6. Italian Surnames (2015) https://www.italyheritage.com/genealogy/surnames/
  7. Cristiano Fanucci (2009) Appendice: termini tecnici di linguistica e onomastica – http://www.ilmiositoweb.it/fanucci/ORIGINI.HTM
  8. Antonia Bonomi & Gerardo Giacummo (2011) COGNOMI: chi siamo e da dove veniamo – Introduzione
    https://web.archive.org/web/20110304165218/http://www.arcobaleno.net/curiosita/cognomi/
  9. Vincenzo di Criscito (2005) Storia del cognome in Italia – http://guide.supereva.it/genealogia/interventi/2005/07/218722.shtml
  10. https://it.wikipedia.org/wiki/Societ%C3%A0_italiana_durante_il_fascismo
  11. Antonietta Cereghetti Passini (2017) Decreti prefettizi pubblicati sulla Gazzetta Ufficiale del Regno d’Italia e l’italianizzazione forzata dei cognomi nelle Nuove Province in generale e nella Provincia dell’Istria in particolare – https://hrcak.srce.hr/file/297483
  12. Ettore Rossoni (2003) Origine dei cognomi. Op. Cit